Blogia
A veces pienso...

La mano tonta

Hoy no he navegado tan apenas. Ni siquiera he revisado la prensa en internet, como suelo hacer todos los días. Tan sólo un vistazo a los blogs que sigo a diario, y poco más. Por la mañana una avería en la red informática del despacho me ha tenido desde las 9:30 hasta las 12:00 intentando resolverla. Al final he podido. He tardado menos que los del Gobierno de Aragón . Tan sólo me ha quedado tiempo de hacer un par de gestiones por la mañana y de rehacer la agenda prevista para el viernes con lo que se ha quedado pendiente de hoy.

Por la tarde, mi tiempo libre lo he pasado redactando, firmando, ensobrando y etiquetando sesenta y dos felicitaciones de navidad. Todas con un comentario, con un buen deseo, personalizado al destinatario. Amigos, clientes, amigos-clientes (estos son los mejores en la mayor parte de los casos), notarios procuradores.

Lo que empezó siendo una costumbre anual de diez o doce felicitaciones ha crecido desmesuradamente. Un presupuesto en sellos y felicitaciones. Me duele la mano derecha de escribir, no sentía este dolor desde mis tiempos de la facultad y las sesiones de toma de apuntes cuasi telegráficos.

En fin, le daremos reposo a la mano y al resto del cuerpo por hoy.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres